La Teoría de Howard Gardner

¿Conocéis la teoría de las inteligencias múltiples?

Howard Gardner nos va a tener que permitir que la llamemos talentos y después os explicaremos por qué.

Howard Gardner, nació hace 73 años en Estados Unidos, es un psicólogo, investigador y profesor de la Universidad de Hardvard, muy conocido en el ámbito científico por todas las investigaciones dedicadas a analizar las capacidades cognitivas, con la que formula la Teoría de las inteligencias múltiples, y con ella ganó el Premio Príncipe de Asturias de Ciencias Sociales en el año 2011.

Hoy día podemos ver numerosos cursos, máster, expertos, etc… en esta línea, pero bien, ¿qué son las inteligencias múltiples? ¿cómo puedo potenciarlas? ¿qué desarrollan? ¿por qué inteligencias y no talentos o viceversa? ¿qué pretenden conseguir? ¿todos tenemos? ¿cuántas hay? ¿quién, qué y cómo se valoran?

Estas y muchas otras son las dudas que se nos vienen a la cabeza la primera vez que leemos sobre ellas, así que como siempre, toca formarnos, leer, documentarnos, investigar, ponerlas en práctica…

Según Howard, todos tenemos 9 tipos diferentes de inteligencias, pero no todas están desarrolladas al mismo nivel, no todas tienen la misma intensidad en nuestra vida diaria y aunque todas nos conforman como personas, ellas son las “culpables” de muchos rasgos de nuestra personalidad.

Todos tenemos inteligencia y lenguaje (y por supuesto, razonamiento) , eso es lo que nos diferencia del resto de seres vivos,sino no seríamos seres humanos. Esas son unas de las características que nos definen como tal; por ello pensamos que lo que predomina en nosotros son talentos.

Por poner un ejemplo, podemos ser talentosas en la parte artística-creativa y tener menos perspicacia para la orientación espacial. Esto no significa que no se sea inteligente en, sino que no se da tan bien unos aspectos como otros. Creo que hasta el momento todos estamos de acuerdo en que se nos da muy bien unas cosas y no tan bien otras. Por eso a nosotras nos gusta llamarlas talentos múltiples, porque todos tenemos talentos especiales para algo.

Aún así las veréis reflejadas a lo largo del post como inteligencias múltiples porque nos basamos en las investigaciones de Howard Gardner.

En el Colegio Montserrat de Vallvidrera desde hace varios años se trabaja con esta metodología, potenciando los talentos de sus alumnos-as. Y un miembro de la comunidad educativa de dicho centro acompañó a Howard en la recogida del premio príncipe de Asturias. Si quieres conocer más sobre este centro, pincha aquí para ver un vídeo.

Howard fundamentalmente señala que no existe una inteligencia única en el ser humano, sino una diversidad de inteligencias que marcan las potencialidades y acentos significativos de cada individuo, trazados por las fortalezas y debilidades en toda una serie de escenarios de expansión de la inteligencia.

Por lo tanto, la inteligencia no es una cantidad que se pueda medir con un número como lo es el cociente intelectual (CI) sino la capacidad de ordenar los pensamientos y coordinarlos con las acciones. Por ello hay que estimular las potencialidades en los niños-as en un clima activo y afectivo como lo exige el actual siglo XXI.

La teoría básica puede resumirse en las siguientes palabras:

Cada persona tiene nueve inteligencias, habilidades cognoscitivas. Estas inteligencias trabajan juntas, aunque como entidades semiautónomas. Cada persona desarrolla unas más que otras. Diferentes culturas y segmentos de la sociedad ponen diferentes énfasis en ellas.

Y así aparecen las 9 inteligencias múltiples, 9 talentos que todos tenemos pero no desarrollados al mismo nivel.

¿Cuáles son estos talentos?

  1. Inteligencia lingüística. En los niños y niñas se aprecia en su facilidad para escribir, leer, contar cuentos, formar historias o hacer crucigramas, reflexionar, resumir ideas primordiales de textos, adquirir nuevo léxico… todo lo relacionado con las letras, la expresión oral, verbal, escrita y la imaginación. Son habilidosos con los idiomas, buenos comunicadores, logran metas usando su capacidad lingüística e ideas. Son capaces de vincular conceptos mediante símbolos o signos. Esta inteligencia es normal en escritores, poetas, abogados, líderes carismáticos y otras profesiones que utilizan habilidades como la de comunicarse. Por ello, encontramos a poetas, escritores, periodistas… Es un área con especial importancia dentro de la escuela a la que se dedican la mayor parte de la carga lectiva junto con la inteligencia que viene a continuación.
  2. Inteligencia lógico-matemática. Se aprecia en los menores por su interés en patrones de medida, categorías y relaciones, tienen mayor agilidad para la resolución de problemas aritméticos, juegos de estrategia y experimentos. Utilizan los números para razonar, conceptos abrstractos y complejos que resuelven diferentes situaciones. Les gusta usar esquemas y relaciones lógicas, afirmaciones, proposiciones, funciones y otras abstracciones relacionadas. Este talento predomina en personas que se encargan de estudiar la lógica, aritmética, matemática, resolución de problemas… en el contexto educativo se trabaja mecanicamente a través de diversas actividades. En este campo encontramos personas que se dedican a la banca, a la bolsa, empresarios, contables, matemáticos, físicos, informáticos…
  3. Inteligencia visoespacial. Los niños y niñas piensan en imágenes, fotografías y dibujos, son los llamados aprendices visuales, procesan la información en tres dimensiones. Con gran facilidad pueden resolver rompecabezas, puzzles, buscar diferencias… dedican el tiempo libre a dibujar, prefieren juegos constructivos, trabajar con cosas manipulativas que puedan ver, tocar, ordenar, apilar, alinear, juntar, separar, etc. Es un talento que en las etapas infantiles se le dedica mucho tiempo, y a medida que crecen se trabaja desde diferentes materias de una forma menos atractiva.
  4. Inteligencia musical. Los menores se manifiestan frecuentemente con canciones y sonidos. Identifican con facilidad los sonidos, melodías, ritmos… que reproducen con soltura, sienten curiosidad por los instrumentos… encontramos a músicos, directores de orquesta, cantantes, bailarines… en la escuela dedican una o dos horas a esta área, la mayor parte del alumnado que sienten predilección por la música y muestran un talento por la misma, suelen asistir a actividades extraescolares donde lo perfeccionan.
  5. Inteligencia corporal cinestésica. Facilidad para procesar el conocimiento a través de las sensaciones corporales. Los menores tienen una marcada capacidad para realizar actividades que requieren fuerza, rapidez, flexibilidad, coordinación óculo-manual y equilibrio. Todo aquello que esté relacionado con el control del movimiento, con el sentido propioceptivo y vestibular, a nivel sensoriomotriz son muy hábiles. Podríamos decir, que se manifiesta en los atletas, los bailarines, los cirujanos, los joyeros y los artesanos. Actualmente, en la escuela se le dedica entre 1 y 3 horas.
  6. Inteligencia interpersonal. Conocida como la inteligencia social. Son aquellas personas que se comunican bien y son líderes en sus grupos. Entienden bien los sentimientos de los demás y proyectan con facilidad las relaciones interpersonales. Este talento tiene gran peso en nuestra cotidianidad, es la que determina la elección de la pareja, los amigos y, en gran medida, nuestro éxito en el trabajo o en el estudio. Es el talento presente en todos los aspectos sociales que forman la vida del aula y de una escuela.
  7. Inteligencia intrapersonal. Relacionada con la capacidad de un sujeto de conocerse a sí mismo: sus reacciones, emociones, sentimientos y vida interior. Son aspectos que conoce y que dan nombre a las diferentes reacciones y conductas que desarrollamos cotidianamente. Hay una serie de capacidades implicadas como por ejemplo la capacidad para plantearse metas, evaluar habilidades y desventajas personales, y controlar el pensamiento propio. Y una serie de habilidades relacionadas a dichas capacidades meditar, exhibir disciplina personal, conservar la compostura y dar lo mejor de sí mismo…
  8. Inteligencia naturalista: Relacionada con la facilidad de comunicación hacia la naturaleza; que consiste en el entendimiento del entorno natural y la observación científica de la naturaleza como la biología, geología o astronomía. Este talento, tiene en cuenta diversos aspectos cognoscitivos como observación, selección, habilidades de ordenación y clasificación, reconocimiento de secuencias de desarrollo, así como la formulación de hipótesis, aplicados en forma práctica en el conocimiento del medio y entorno físico-social. Se especializa en identificar, discernir, observar y clasificar miembros de grupos o especies de la flora y fauna, siendo el campo de observación y uso eficiente del mundo natural. Está presente en ambientólogos, biólogos, botánicos, paleontólogos, veterinarios y agrónomos. Disponemos en el desarrollo académico de diversas asignaturas que se encargan de mostrarnos dicha área.
  9. Inteligencia espiritual: Se habla de esta inteligencia como la sensibilidad especial hacia lo religioso, lo místico y trascendental. La inquietud por cuestiones existenciales. Esas personas que tienen una capacidad especial para conocer experiencias espirituales elevadas que otros no pueden. Si recordamos a la Madre Teresa de Calcuta o el Dalai Lama, podemos hacernos una idea. Personas que pueden ejercer efectos espirituales.
    Esta ha sido la última inteligencia estudiada. ¿Qué os parece? 

Seguro que al leer esta clasificación te has sentido identificad@ con alguna de las descripciones dadas.

Cada inteligencia expuesta anteriormente se relaciona con alguna otra o incluso varias, forman un ensamblaje perfecto aunque finalmente destaque una más que ninguna. ¿Y cuál tiene el maestro-a?

Los maestros y maestras disponen de ese popurrí de talentos que hacen de su profesión algo apasionante, maravilloso, enriquecedor… sin olvidar que va a destacar más en alguna de ellas. Lo que debemos tener claro, es que todos, absolutamente todos, somos capaces de realizar todo, con mayor o menos dificultad, y que hay que potenciar eso que tanto nos apasiona. Tenemos que formar una sociedad de talentos.

Os dejamos con la escala de evaluación de Orientación Andújar.

¿Eres capaz de realizar el test y comentarnos cual es el talento que predomina en tí?

¡Esperamos vuestros aportes!

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s